Temístocles Montás.
Temístocles Montás.

El ingeniero Temístocles Montás respondió hoy al ex presidente Leonel Fernández que el Partido de la Liberación Dominicana (PLD) es una organización política de líderes, no de un líder que se considera imprescindible e insustituible.

Montás salió al frente a las afirmaciones de Fernández durante una conferencia a jóvenes de que la antorcha no se arrebata porque puede quemar a quien la recibe.
“Cuando oigo eso recuerdo el criterio que tenía el doctor Joaquín Balaguer del liderazgo porque en gran medida hay una correspondencia muy directa entre ese planteamiento y lo que Balaguer asumía”, respondió Montás durante una entrevista en el programa televisivo Matinal 5, por Telemicro.
Recordó la conversación en La Habana donde el profesor Juan Bosch le pidió a Balaguer que se quedara en el exilio para que encabezara la oposición contra Trujillo y Balaguer le respondió que la mejor forma de comerse un mango es esperando debajo de la mata hasta que goteara.
“Ese es el enfoque que está planteando el compañero Leonel Fernández del liderazgo. O sea que lo que él plantea es que los que estamos en el PLD nos sentemos a esperar que la antorcha de él gotee”, expresó el aspirante presidencial para las elecciones de 2016.
Montás consideró que esa es una visión caudillesca de la política y del liderazgo que tiene mucho que ver “con una visión mesiánica del poder y del liderazgo que yo no comparto. En la democracia el liderazgo no puede asumirse de esa manera”, agregó.
El dirigente político manifestó que en la democracia representativa se estila que la alternabilidad es fundamental en el ejercicio del poder y nadie es insustituible.
Citó el ejemplo del presidente norteamericano Barack Obama, quien está completando un segundo período y se va para su casa y no vuelve jamás, porque la democracia busca que nadie se convierta en monarca.
“Si tuviéramos una vocación democrática deberíamos ir a un esquema constitucional en que el liderazgo se rote sin que haya necesidad de presionar a nadie para que se consoliden las instituciones”, apuntó Montás.
Recordó que la historia del PLD es de lucha contra el continuismo y el ejemplo lo había dado el propio líder, Juan Bosch, quien tras ganar las elecciones en 1962 con casi el 60% de los votos, dos meses después de estar en el poder propició una reforma constitucional que eliminó la reelección presidencial.
Montás estimó que Bosch hizo eso “porque quería mostrar al pueblo que la democracia es la alternabilidad en el ejercicio del poder y que al final de su período se iba para su casa para dar oportunidad a otros dirigentes”.
Pidió no olvidar que los primeros cinco años de vida del PLD fueron de combate al continuismo de Balaguer.
Ante la pregunta de qué pasaría si se plantea una reforma constitucional para permitir la reelección consecutiva, Montás puso en duda que esa posibilidad se presente porque la visión del liderazgo que tiene el presidente Danilo Medina es de combate a la reelección.
Expresó que Medina “fue un abanderado durante mucho tiempo de la lucha contra la reelección presidencial. Él se fue del gobierno a finales de 2006 argumentando la importancia que tenía para el PLD que no se produjera la reelección presidencial”, puntualizó Montás.
Reveló que en las conversaciones que tuvo personalmente con Medina éste le manifestó que una reelección de Fernández le iba a hacer daño al PLD y le iba a hacer daño a la democracia dominicana.
“Danilo es un político diferente. No es del tipo de políticos que te dice una cosa hoy y hace otra mañana. Creo que Danilo le va a demostrar al país que es un hombre de principios y que no cree en la reelección presidencial”, indicó Montás.
Advirtió a los que sueñan con la posibilidad de que Medina busque la reelección que están perdiendo su tiempo porque eso no se va a producir.
“Danilo está haciendo un gobierno no pensando en las próximas elecciones, sino pensando en las próximas generaciones. Lo que define a un estadista es gobernar no pensando en las próximas elecciones, sino en las próximas generaciones. Y eso es lo que está haciendo Danilo”, consideró el dirigente político.
Reiteró que en el 2016 no va a haber reelección presidencial y el partido tendrá que abocarse a buscar un candidato.
“Entiendo que el proceso que inició el compañero Danilo de generar alternancia en el PLD se debe continuar en las elecciones de 2016 para que no generemos imprescindibles e insustituibles en la política”, precisó Montás.
Estimó que el continuismo genera populismo y eso le hace un gran daño a la democracia porque cuando “se aplican políticas populistas eso termina dañando a la sociedad en general”.
Agregó que las prácticas continuistas y populistas a su vez generan el clientelismo y el prebendalismo y todos perjudican las prácticas democráticas.
“Aquí hay que establecer reglas claras para que el poder se rote. Para que no sea de una sola persona. Para que nadie crea que tiene el derecho de gobernar cada vez que le da la gana”, proclamó Montás.
Elogió el estilo de liderazgo de Nelson Mandela, quien llegó al poder en Sudáfrica revestido de gran prestigio mundial y gobernó un solo período pese a que sus partidarios querían que continuase. “Él se negó porque entendía que el liderazgo tenía que renovarse”, agregó.
“Si queremos que este país descanse en instituciones, tenemos que entender que el continuismo es dañino. Con el continuismo en el poder no se puede crear un verdadero Estado de derecho”, puntualizó Montás.
Ante la pregunta de que si era posible que con nuevos dirigentes el PLD retuviera el poder en 2016, Montás dijo que el partido morado es el que está mejor posesionado según todas las encuestas y que con el éxito del gobierno de Medina ganará las elecciones con cualquiera de los candidatos que actualmente están buscando la presidencia.
Dijo que la mejor forma de valorar la necesidad de alternar el liderazgo es ver el nuevo estilo de gobierno del presidente Medina que está en contacto con su pueblo y atendiendo los verdaderos problemas nacionales.
“El estilo de gobierno de Medina nos indica que hay que dar oportunidad a otros y mira el buen gobierno que está haciendo”, puntualizó Montás.
Consideró que lo que se impone en el país es la continuidad de las buenas políticas y los cambios, lo que a su juicio está haciendo Medina en el ámbito de la educación, en la agropecuaria, en las micro, pequeñas y medianas empresas, entre otros sectores.